El otro día pasamos por Onda y nos llevaron a comer a un restaurante vegetariano: El Delantal Verde. 🍅🥑🍆🥕🌽🌶🥒🥦🍄

Este local, de martes a viernes, tiene un menú diario con bebida, postre y cafe a 13 €. Nosotros fuimos un sábado a cenar y probamos las croquetas de boletos y las de verduras y mijo, en total 6 unidades que cuestan 8,50 €; pero que si por lo que sea hay más comensales, suman 2 croquetas más por persona, una de cada por 2,5 € y, de esa manera, todos pueden probarlas.

Es un detalle por su parte, porque es difícil que en otros locales lo entiendan, ya que las limitaciones de raciones hacen de una comida algo absurdo. Las croquetas, sobre todo, las de boletos, muy sabrosas y crujientes. Cuatro rollitos de berenjenas, 7 €; cuatro pollitos con queso fresco, tomate seco, nueces y cebolla caramelizada que deja sabor suficiente para disfrutar de un plato sencillo y completo. La ensalada de pera, 9,50 €, nos gustó mucho, muy refrescante, cantidad suficiente y sabrosa gracias al parasen y las nueces.

La pasta de medallones con cúrcuma rellenos de calabaza, con salsa de gorgonzola, nueces y maíz crujiente a 9 €, sabrosos y en su punto justo de cocción.

.

Los postres cuestan 4,5 € y probamos uno de chocolate y otro de calabaza, ambos sencillos, sin mucha azúcar, pero todavía sabrosos.

Un amplio local para ser vegetariano, lo digo porque es difícil que este tipo de locales se llenen, pero no lo hacen mal y parece que funcionan. Nos alegramos, el sábado que cenamos estaba casi lleno. Otro punto a su favor es que luego la digestión se hace muy bien y no te quedas seco como cuando vas a comer a sitios de esos que usan tantos fritos, potenciados y preconizados.

Desde luego, un restaurante sano y variado, y comimos bien. Salimos a 14,7 €, que para una cena de un sábado está muy bien. Aún nos dio para un gin-tonic en un Pub, eso sí, a medias, que no está el horno para bollos.